Que Dios haga cesar la violencia en Siria, donde ya se ha derramado tanta sangre. Que favorezca la plena reconciliación y la estabilidad en Irak y Afganistán”, dijo el papa Benedicto XVI en su mensaje este domingo 25 de diciembre en el vaticano.

El Pontífice se refirió también a la situación en el cuerno de África y llamó a la “solidaridad” de la comunidad internacional con los habitantes de la región, azotada por el hambre y la guerra, que “pone a prueba su dignidad”.

En su tradicional mensaje “a la ciudad y al mundo”, Benedicto XVI pidió también a “todos los componentes” de las sociedades del norte de África y Oriente Medio, en plena efervescencia por la primavera árabe, que “trabajen por el bien común”.

Fuente: infobae.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here